Publication:

Lideres - 2021-06-07

Data:

Las empresas buscan trabajadores

TALENTO HUMANO

JOSEPH AX Y SWATI PANDEY Desde Sídney, Reuters (I)

Durante más de un año, la restauradora de Nueva Jersey Marilyn S ch lossba ch ha estado esperando este momento: el fin de semana del Día de los Caídos en Estados Unidos (29­30 de mayo), que marca el inicio no oficial de la temporada de verano en la costa de Jersey. El estado va levantando por fin los límites de aforo en los locales, a medida que la pan de mi a de coronavirus remite. Pero esta empresaria de 56 años está re tirando mesas del comedor, tiene que cerrar uno de sus restaurantes un día más a la semana y posponer la apertura estacional de otro, todo porque no encuentra suficientes trabajadores para hacer funcionar sus locales. “El viernes por la noche dejé uno de los locales y lloré durante 24 horas”, dijo Schlossbach, que calculó que sigue teniendo un 50% menos de su plantilla habitual en esta época del año. “Estoy tan abrumada: me siento como si estuviera bajo el agua”. A medio mundo de distancia, el gobierno del estado de Queensland, en Australia, ofrece bonos de 1500 dólares australia nos, vales de viaje gratuitos y descuentos en el alojamiento para atraer a la gente a “trabajar en el paraíso”. “Desde cocineros, camareros y bármanes, hasta guías turísticos y marineros en la Gran Barrera de Coral, hay un montón de puestos de trabajo estupendos”, comentó la Primera Ministra de Queensland, Annastacia Palaszczuk, al lanzar el programa. Muchas de las principales economías del mundo se están sacudiendo las telarañas tras más de un año de hibernación, en el que la pande mi ad elcovid­19h ahecho estragos. Pero el sector más afectado por los cierres, el del ocio y la hostelería, se enfrenta, actualmente, aun nuevo problema, justo cuando recibe la luz verde de las autoridades para reabrir: no hay suficientes trabajadores. La causa exacta de este fenómeno es objeto de un intenso debate entre economistas, responsables políticos y políticos. Algunos apuntan a la continua preocupación por la salud a la hora de volver a trabajar en empresas de alto nivel, pero otras explicaciones incluyen las generosas prestaciones por desempleo, las limitaciones para el cuidado de los niños, el menor número de trabajadores internacionales y la competencia de otros sectores, como el de la construcción, que han resistido bien durante la pandemia. Sin embargo, no en todas partes se está experimentando la escasez de mano de obra, al menos por el momento. En España, por ejemplo, cientos de miles de trabajadores del sector turístico se encuentran, actualmente, en régimen de excedencia y simplemente serán llamados a trabajar durante el verano, época en la que, en cualquier caso, se espera que la llegada de turistas sea muy inferior a los niveles anteriores a la pandemia. Grecia también intenta salvar su temporada de verano. Con una tasa de desempleo del 16%, el sector de la hostelería no ha planteado hasta ahora ninguna preocupación por la falta de personal. ▶ Otros países se reactivan Italia dio el 1 de junio, un paso más en su reapertura gradual por la pandemia, que comenzó el 26 de abril, y desde el martes se permite a bares y restaurantes abrir también en el interior hasta la cena, mientras que el público regresa a los estadios y los pabellones con limitaciones de aforo. En las ciudades italianas se empieza a notar la vuelta progresiva ala normalidad, con calles mucho más llenas y un aumento de los turistas en las últimas semanas. Con las nuevas medidas anticovid atenuadas, regresan tradiciones tan italianas como tomar café y ‘cornetto’ en las barras de los bares, a los que se permite abrir hasta la hora a la que está fijada el toque de queda (23:00, hora local ), también en el interior. Hacía meses que la hostelería italiana no recibía a clientes en el interior por el confinamiento blando que vivió el país en los meses de marzo y abril, y las posteriores restricciones, y desde octubre no se podía cenar dentro de los locales, abiertos entonces solo hasta las 18:00 horas locales. Los estadios y los pabellones también vuelven a a coger al público en eventos deportivos, con una limitación del 25% del aforo hasta un máximo de 1 000 espectadores al abierto y 500 en el interior, siempre respetando la distancia interpersonal y con uso obligatorio de mascarilla. La mayoría de las regiones italianas se encuentran en “zona amarilla” o de bajo riesgo, salvo la isla de Cerdeña, Molise (sur) y Friuli­Venecia­Julia (norte), que pasaron a la ‘zona blanca’, donde, entre otras cosas, se suprime el toque de queda y se permite la reapertura de actividades como piscinas cubiertas os alas de juego. Italia avanza con optimismo en esta reapertura, gracias a la caída constante de la curva epidemiológica y al buen ritmo de la campaña de vacunación, con más de 12 millones de italianos inmunizados (más del 20% de la población) y 35 millones de dosis administradas.

Images:

Categories:

El Comercio

© PressReader. All rights reserved.